Tesla traslada su sede a Texas al estar Elon Musk descontento con California

El CEO de Tesla, Elon Musk, anunció el jueves 7 de octubre que la compañía trasladará su sede de California a Texas, siguiendo los movimientos similares de Oracle y Hewlett Packard. En la junta de accionistas de la compañía, Musk dijo que Tesla va a trasladar la sede de Palo Alto (California) a Austin (Texas), informó la CNBC.

A pesar del traslado de la sede, Musk confirmó que su empresa mantendrá el plan de aumentar la producción en su planta de California, pero que será difícil que los trabajadores puedan permitirse casas allí.

“Para ser claros, seguiremos ampliando nuestras actividades en California. Nuestra intención es aumentar la producción de Fremont y Giga Nevada en un 50%. Si vas a nuestra fábrica de Fremont está atascada”, dijo Musk.

Actualmente, la planta de ensamblaje de Tesla en Austin está en construcción, y Musk dijo que la planta tardará algún tiempo en alcanzar la plena producción.

Según la CNBC, Musk hizo este anuncio porque está cada vez más descontento con California. El pasado mes de abril, Musk arremetió contra los funcionarios del gobierno de California, calificando de “fascistas” sus órdenes sanitarias temporales relacionadas con el COVID-19.

Posteriormente, Musk se trasladó personalmente a la zona de Austin desde Los Ángeles, donde había vivido durante dos décadas.

Trasladarse a Texas podría ayudar a Musk, que también es consejero delegado de la empresa aeroespacial SpaceX, a estar más cerca de un centro de lanzamiento de SpaceX en Boca Chica y también a reducir su carga fiscal personal en el estado.

El ingeniero jefe de SpaceX, Elon Musk, en la sede de SpaceX, el jueves 10 de octubre de 2019 en Hawthorne, California.(NASA/Aubrey Gemignani).

California cobra algunos de los impuestos sobre la renta personal más altos a los residentes ricos de Estados Unidos, pero Texas no tiene impuesto sobre la renta personal.

Esa puede ser una razón por la que no sólo Tesla, sino también Oracle, Hewlett Packard y otros gigantes de la tecnología han decidido trasladar sus sedes de California a Texas.

Texas ha estado reclutando activamente a las empresas a través de su Ley de Desarrollo Económico de Texas, que ofrece exenciones fiscales para instalar nuevas instalaciones en el estado, según la CNBC.

En el caso de Tesla, la empresa no está contenta con una normativa de Texas que prohíbe la venta directa de coches. En este estado, las empresas automovilísticas venden sus vehículos a través de concesionarios independientes y franquiciados.

Fuente: Dan Knight – BLes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies